¿Cómo son los nuevos consumidores de la subcultura hipster?


Forman parte de un grupo que lucha por la moda de no estar a la moda, aunque están muy atentos a los fenómenos de consumo. Cuáles son sus preferencias.






Un nuevo grupo de consumidores emerge en la ciudad atrayendo a múltiples marcas que descubrieron en ellos potenciales consumidores.
Se trata de los hipsters, un fenómeno que atraviesa muchos síntomas de esta época, una subcultura en ascenso.
Este fenómeno exclusivamente urbano que se interesa por la cultura under y alternativa llega de Nueva York y se ha instalado de a poco en Buenos Aires, sin dudas la capital hipster de América latina. Más precisamente en los alrededores de Palermo, porque Palermo es ya demasiado mainstream.
Sus preferencias son muy definidas y se diferencian claramente del resto. Eligen la ropa de feria americana, flequillo, anteojos de Ray Ban típicos de los años 50, y carteras de un diseñador importante

Los hombres pueden usar sombrero, el pelo cortito a los costados, jopo a elección, barba, o mejor bigote.

En cuanto a los lugares que suelen visitar, el valor agregado está en aquello más insólito: unbodegón de barrio donde sirven el vino en pingüino y la soda en sifón, esa banda de culto que viene de afuera y toca para no más de 500 personas lo que los hace estar un paso adelante de lo que pronto será tendencia, tal como lo definen en un informe del diario La Nación.

"Y ni se les ocurra etiquetarlos porque eso sí que no les gusta. Y menos que los llamen hipsters.Lo suyo justamente es huir de lo establecido, de eso que le gusta a la mayoría -lo mainstream-. Ser un hipster es la moda de escaparle a la moda y, de alguna manera, implantar la propia. Sin imperativos, pero con el convencimiento de que tienen la posta. Nunca va a decirte que es mejor, pero seguramente lo piensa", explica el matutino.
La palabra hipster no es nueva. A fines de los 40 se la utilizaba en Estados Unidos para aquellos fanáticos del bop -un estilo de jazz-, y que incluía todo un estilo que imitaba a esos músicos negros a quienes admiraban, como podía ser Charlie Parker. 

Muchos de aquellos hipsters -el escritor Jack Kerouac es uno- formaron parte después de la denominada generación beat.



No hay comentarios: